El disfraz.-


disfraz

Nacemos desnudos, solos.

Fuera de la placenta y del líquido amniótico

Con los ojos cerrados para eludir la luz en la retina

Victimas ya del aire que oxigena y nos pudre

poco a poco.

Y es ya, desde ese instante,

que empezamos a hacernos el disfraz.

Huele a goma quemada pero el coche

No ha arrancado todavía.

Llegarán muchas noches, y también muchos días,

te olvidaras quizás, de las cosas extrañas

y conspicuas pero no de cambiarte de disfraz.

Y viajaras muy lejos, tomarás mil aviones

visitarás mil sitios, y andarás entre gentes

que te irán olvidando y que tu olvidarás

pero siempre en tu hombros sin apenas notarlo

llevarás el disfraz.

Tan solo de esa forma podrás ir por la vida

Sin tener decepciones, ocultando tus rasgos

Tus deseos y emociones

Disfrazando tu alma para hacerla invisible

Escondiendo los sueños que crees improcedentes

(Detrás de ese disfraz que crees tu salvación

De esa armadura inerte que habla de ti mentiras

Que esconde tus verdades más ligeras, más íntimas

Tus deseos más oscuros, tus pasiones ocultas

Tu obsesión pertinaz.)

Todo se pudre lento, todo se te arrincona,

Todo se va muriendo detrás de ese disfraz.

Pero si no existiera el disfraz donde te pudres,

Si quedaras expuesto a todos cuantos miran

A todos los que escuchan, y te mienten;

Entonces morirías solo de aproximarte a tu tristeza

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s