Amnesia.-


 

 

 

 

 

 

El gato vuelve a arañar de noche los cristales,

se fue a la vez que tu y ahora parece

que al fin ha decidido

dar vuelta atrás y regresar a casa.

No escuchará más la música

de tu voz al ducharte,

ni encontrará tus zapatillas tan gastadas,

debajo de la cama.

Aunque al mirar sus ojos afilados,

me da la extraña sensación, de que él también,

o al menos los parece,

ha sufrido de amnesia y te ha olvidado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s